12 diciembre 2007


Paul McCartney no quería ser el bajista de los Beatles, pero no le quedó más remedio que aceptar el puesto y ceder la guitarra a George Harrison por el bien del grupo. Al parecer, McCartney no quería ese puesto porque, según declaró al diario The Observer, el bajista suele ser el rostro menos conocido en las bandas de rock: "Al principio era yo el que salía perdiendo y no estaba muy feliz. Los bajistas son tipos gordos que se ponen detrás. Yo quería estar delante, con la guitarra".

Safe Creative #1206171823069
Related Posts with Thumbnails
 
ir arriba