05 abril 2008


El 15 de agosto de 2002, el grupo de heavy metal Judas Priest se convirtió en el objetivo de la organización PETA, (Personas para el Tratamiento Ético de los Animales), cuando su coordinadora internacional, Lisa Franzetta, les envió una carta en representación de sus 750.000 miembros y simpatizantes en todo el mundo, pidiéndoles que dejaran de usar pieles y cuero en escena. Incluso les pidieron que cambiaran el nombre de la canción "Hell Bent For Leather" por "Hell Bent For Pleather" y actualizaran la letra. El mánager de Judas Priest, cuyos miembros siempre se han caracterizado por usar ropa de cuero y accesorios de metal vinculados al fetichismo sexual y masoquismo, les respondió: "Los miembros de Judas Priest son todos amantes de los animales y ninguno de ellos está a favor de la crueldad hacia los animales. Sus ropas en el escenario no están hechas de cuero, todas son de materiales sintéticos". La organización PETA no quedó muy satisfecha y aún así protestaron diciendo que ese vestuario podría alentar a sus oyentes a comprar y usar cuero real.

Fuente: Blabbermouth
Related Posts with Thumbnails
 
ir arriba