21 agosto 2009


De todos es sabido que al viejo rockero Bob Dylan le encanta salir a pasear solo y de incognito para conocer un poco más a fondo las ciudades donde actúa, o para visitar tranquilamente, sin que nadie le moleste, lugares tan pintorescos como las casas donde pasaron su niñez el Beatle John Lennon o Neil Young. Para poder hacerlo, Bob Dylan no duda en escaparse de su chófer y subirse en un autobús público, como sucedió en 1991 tras un concierto en Belfast, o en disfrazarse de mujer si las circunstancias lo requieren. Pero en julio de 2009, tras un concierto en New Jersey, Bob Dylan decidió dar uno de estos paseos por las calles de la localidad costera de Long Branch con su aspecto habitual, y terminó arrestado al ser confundido con un mendigo. Según parece, la apariencia del cantante alertó a los vecinos y llamaron a la policía denunciando que un viejo, desaliñado y sin afeitar, con actitud sospechosa estaba rondando por el lugar. La agente de policía Kritie Buble, de 24 años de edad, se acercó hasta la zona y allí encontró a un hombre vestido de negro, con pantalones de chándal, unas botas de lluvia y dos chubasqueros con la capucha cubriéndole la cabeza. Lo primero que hizo Buble cuando encontró a Dylan fue preguntarle que qué hacía en el vecindario, y él contestó que estaba buscando una casa que estaba a la venta. "Le pregunté por su nombre y dijo: Soy Bob Dylan", explicó Buble posteriormente a ABC News.


"Había visto fotos de Dylan de hace mucho tiempo y para mí no se parecía a Dylan en nada. Así que le dije, vale Bob, ¿qué estás haciendo en Long Branch? Él dijo que estaba de tour por el país con Willie Nelson y John Mellencap". En ese momento la agente Buble no supo qué creer y tras comprobar que Dylan no tenía ningún tipo de identificación le preguntó que dónde se alojaba, y Dylan no fue muy preciso en su respuesta: "Los autobuses del tour están aparcados en algún gran hotel junto al océano". "Actuaba de una forma muy sospechosa; estaba diluviando así que le dije, bien Bob, ¿por qué no entras en el coche y vamos hasta el hotel para verificar esto? Realmente no creía que fuera Bob Dylan. Nunca pasó por mi mente esa posibilidad". Al llegar al hotel, la agente Buble empezó a sospechar que igual su detenido tenía razón al ver unos cuantos autobuses en el aparcamiento. "Fue muy amable, y dijo que entendía que tenía que verificar su identidad. Me pidió que le volviera a dejar en el vecindario cuando yo verificara su identidad, lo que hizo que sospechara aún más". Pero a pesar de los autobuses, el sargento de la agente Buble también sospechó del detenido. "Sargento, este tipo dice que es Bob Dylan". El sargento abrió la puerta del coche, miró dentro y dijo: "¡Ese no es Bob Dylan!", contaba sonriendo tímidamente Buble a la ABC. Finalmente Dylan pudo demostrar quién era y todo quedó en una simpática anécdota, que sin duda, la agente Kritie Buble podrá contar a sus nietos.

Safe Creative #1007136812049
Fuente: ABC News
Related Posts with Thumbnails
 
ir arriba