17 junio 2014



Un estudio realizado en el año 2013 por Chris Beardshaw, uno de los jardineros más famosos de Gran Bretaña, demostró que las canciones de Black Sabbath ayudan a que las plantas crezcan más fuertes y florezcan antes. Sin embargo, las canciones de su compatriota Cliff Richard las mata literalmente. Para llevar a cabo el experimento, el jardinero construyó cuatro invernaderos con diferentes tipos de música y el resultado fue sorprendente: “Creamos cuatro invernaderos. Uno estaba en silencio, teníamos otro con música clásica, otro con canciones de Cliff Richard y tuvimos otro donde se escuchaban canciones de Black Sabbath. Las que cultivamos en silencio crecieron muy bien, como era de esperar. Las que se cultivamos con la música clásica crecieron un poco más cortas, eran un poco más floríferas y tenían menos plagas y enfermedades. Las que crecieron con Black Sabbath eran las más cortas, pero tenían las mejores flores y la mejor resistencia a las plagas y las enfermedades. Las plantas que estaban con la música de Cliff Richard murieron todas. Sospechamos que hubo sabotaje, pero no pudimos probarlo”.

Safe Creative #1406111218157
Fuente: The Guardian

Related Posts with Thumbnails
 
ir arriba