23 agosto 2008

John Lennon expulsado del club Troubadour


Cuando Lennon y McCartney llegaron a Nueva York para anunciar la formación de Apple dieron una rueda de prensa. Cuando le preguntaron por su cantante americano favorito, respondieron: "Harry Nilsson". Y cuando le preguntaron por su banda americana favorita, respondieron: "Harry Nilsson". Posteriormente, Harry fue invitado a Londres durante la grabación del "White Album" y comenzó a forjar una buena amistad con John Lennon. Cuando Paul anunció su marcha de los Beatles, surgieron rumores que afirmaban que el grupo seguiría con la inclusión de Harry Nilsson y Billy Preston. Pero sólo fueron rumores. Uno de los episodios más lamentables protagonizados por Harry y John fue el, sucedido durante el periodo denominado años después por el propio Lennon "Lost Weekend", ocurrido en Los Ángeles a principios de los 70, en una etapa en la que John vivía un romance con su secretaria, May Pang, y ambos fueron explusados del célebre local Troubadour durante una actuación de The Smothers Brothers. Albert Goldman lo rememoraba así en su controvertido libro "The Lives of John Lennon": "Harry, John y May llegaron al Troubador hacia la medianoche y se acomodaron en la zona VIP, donde había otras celebridades como Pam Grier o Peter Lawford, y se pidieron tres brandys Alexander. John se bebió el vaso de un trago y pidió otra ronda, y comenzó a cantar 'I Can't Stand The Rain', a lo que se sumó Harry, haciendo la percusión con cucharas, cuchillos y vasos. Los fotógrafos al momento los rodearon, y John decidió enviarle un mensaje a Yoko. Cogió a May por el cuello y le plantó un beso en la boca, diciendo: '¡El secreto se ha desvelado!'. The Smothers Brothers salieron al escenario y, cuando los aplausos cesaron, aún podía oírse a John y Harry cantando, más fuerte que nunca. John además alternaba el cante con obscenidades, y, de vez en cuando, se jactaba: "Soy John Lennon". El público del Troubador comenzó a recriminarle su actitud, gritándole. Finalmente, el manager de los Smothers Brothers se dirigió a su mesa y le gritó: '¡Hemos trabajado muy duro para esto y no voy a permitir que lo jodas!', agarrando por el hombro a Lennon. John se volvió, tirando la mesa al suelo, y se enzarzaron en una pelea, hasta que Peter Lawford y unos cuantos camareros consiguieron separarlos y hacer salir a John y Harry del local, para que no fueran linchados por la multitud. Nilsson se lamentaría años más tarde: 'Aquél incidente arruinó mi reputación durante 10 años. Emborracha a un Beatle y mira lo que pasa. Yo solamente descubrí a Ringo y John el brandy Alexander, ese fue mi problema'".

Safe Creative #1310208798296

Fuente: Daily Mail
Related Posts with Thumbnails
 
ir arriba