08 mayo 2011


Si hay algo omnipresente en el mundo del rock son las drogas. Muchos grandes músicos han muerto por sobredosis a lo largo de la historia convirtiéndose de inmediato en leyendas. Otros han sobrevivido a tan terrible experiencia como Casey Royer, ex batería de Social Distortion, quien sufrió en el año 2011 una sobredosis delante de su hijo de 12 años de edad. Según la policía, Royer se estaba inyectando en el salón de su casa, mientras su hijo veía la televisión, cuando perdió el conocimiento y comenzó a ponerse morado. El pequeño, al ver a su padre en esa situación, pidió ayuda a los vecinos y ellos llamaron los servicios de emergencias. El músico fue trasladado rápidamente al hospital donde se recuperó satisfactoriamente. Como la policía encontró en su casa heroína, además de numerosas jeringuillas y basura, cuando le dieron el alta fue arrestado por posesión de drogas y por poner en peligro la vida de un menor. El batería pasó unas cuantas horas en el calabozo hasta que por fin fue puesto en libertad tras pagar una fianza de 120.000 dólares.

Safe Creative #1105089165240
Related Posts with Thumbnails
 
ir arriba